jug screen arrow reload close menu search facebook twitter pinterest angle-left angle-right angle-up angle-down play youtube instagram

Search form

Diferentes bebidas de café explicadas

Diferentes bebidas de café explicadas

Tipos de café con leche: ¡las bebidas calientitas que tantos quieren!

A los estadounidenses les encanta el café en todas sus variedades; la cafeína está presente en su día a día: desde un café negro hasta cualquiera de las diversas maneras de preparar un café. Más de 100 millones de personas beben una taza de café diaria, y un tercio de ellos prefieren su dosis de cafeína en alguna de sus modalidades.

Cómo la leche de vaca complementa la dosis de café

Una taza calientita de café merece un delicioso acompañante… y la leche de vaca es su pareja perfecta. Más que un complemento cremosito para tu bebida, la leche de vaca es una excelente opción para añadir nutrición a tu taza. Cada tipo de leche, ya sea baja en grasa, desgrasada o leche orgánica, contiene nueve nutrientes esenciales, incluyendo proteína de alta calidad. De hecho, la leche es la principal fuente alimenticia de tres de los cuatro nutrientes de interés público, los nutrientes que a muchos estadounidenses les hacen más falta en su dieta: calcio, potasio y vitamina D. Al agregar leche de vaca a tu café, estás agregando una fuente de nutrientes.

Café negro vs. café con leche

Muchas personas empiezan su día con una taza de café. Beber (o pedir) un café negro en lugar de un café con leche es una cuestión de gusto personal, pero muchos de los que beben su cafecito mañanero, lo prefieren con leche.

Los cafés gourmet —ya sean preparados en máquinas individuales o en combinaciones de expreso con leche de vaca— están llenando las tazas de muchos estadounidenses. Aquí tienes diferentes maneras de preparar en casa estas bebidas de café gourmet.

Cómo preparar el tradicional café con leche (Café au Lait):

Café au lait es el término francés para definir una bebida de café fuerte con leche al vapor. El secreto de un buen café con leche, es la robustez del café: usa una mezcla de café tostado oscuro, idealmente colado en una cafetera de émbolo (prensa francesa). Añádele la misma cantidad de leche al vapor, y voi… ¡tu café con leche está listo!

¿Qué es un café con leche?

Mientras que los franceses piden un café au lait, la manera más tradicional de ordenar la misma bebida en Estados Unidos es un café con leche. La proporción de café y leche es la misma: se sirve con la misma cantidad el café y de leche al vapor.

Existen maneras fáciles de preparar un café con leche en casa… sin necesidad de tener una máquina de espresso para hervir la leche. Usa un espumador de leche o prueba este truco casero: agita tu tipo de leche de vaca favorita en un frasco de mermelada hasta que tenga una consistencia espumosa. Destápalo y ponlo en el microondas hasta que esté caliente. Con este método fácil, obtendrás la leche tibia para añadir al café y espuma para poner por encima.

¿Por qué nos gusta tanto el Latte?

Un latte es la versión abreviada del nombre italiano caffelatte, que se traduce literalmente “leche con café”. El origen del término se remonta al año 1867, cuando el escritor estadounidense W.D. Howells detalló sus viajes en un ensayo titulado “Italian journeys”. La bebida se ganó ese sobrenombre porque contiene en su mayoría leche: dos porciones de leche por cada porción de expreso.

Tanto en los países de habla hispana como en Estados Unidos, el café con leche o latte, es un favorito indiscutible. Cuando ordenas un latte, estás recibiendo los beneficios de los nueve nutrientes esenciales que proporciona la leche, incluidos 8 gramos de proteína de alta calidad, por cada 8 onzas de leche que agregues a tu bebida.

¿Qué es un Cappuccino?

El cappuccino es un tipo de café italiano y el nombre viene de la palabra cappuccio, que significa “capucha”. Cuenta la leyenda que el primer café capuchino fue elaborado por el fraile Marco d’Aviano, un monje capuchino, que agregó leche al café amargo que los turcos otomanos dejaron tras su derrota en Viena en 1683. El nombre es un guiño al color oscuro de las capuchas que llevaban los monjes de esta orden. Actualmente, este tipo de café tan popular se disfruta en los hogares de muchos estadounidenses.

El cappuccino se prepara con proporciones iguales de café exprés, leche al vapor y espuma de leche. Para hacerlo en casa, 60 ml de cada proporción es suficiente para llenar una taza de café estándar.

Los beneficios de tomar tu café con leche

No importa cuál sea tu tipo de café favorito, uno de los beneficios de añadirle leche es que es un complemento delicioso y cremoso de una de las bebidas más populares. Desde un espresso hasta una taza de café filtrado, tomarlo con leche de vaca hará que lo disfrutes mucho más.

Recetas de bebidas con café